Los mejores consejos para estudiar en el extranjero

Estudiar en el extranjero es el sueño de muchos que a veces pareciera ser imposible. Es muy caro, o es muy difícil o solo lo puede hacer gente con pituto es lo que se escucha en boca de la mayoría al hablar de querer estudiar fuera del país. Sin embargo, habiendo estudiado un postgrado en el extranjero no me queda más que derribar estos mitos e intentar resumir mi experiencia a través de los mejores consejos para lograr este objetivo.

En primer lugar, tenemos que tener en cuenta que lo más adecuado es tener como meta especializarse en el extranjero, es decir, hacer un postgrado afuera. En cuanto al pregrado ese es un cuento distinto que pareciera ser bastante más complicado que querer estudiar un magíster o un doctorado en otro país. Habiendo pasado por la experiencia el primer consejo que daría a alguien que quisiera especializarse en el extranjero es que crea que es definitivamente posible. Oportunidades hay, simplemente hay que buscarlas y en eso nuestro mejor aliado es internet. Becas hay muchas, pero primero hay que tener en claro dónde queremos ir. En nuestro país el programa estrella es Becas Chile, cuyo proceso de postulación a pesar de ser un tanto engorroso vale completamente la pena ya que es uno de los pocos programas en el mundo que financia ciento por ciento tanto el arancel como la vida en el extranjero del estudiante de postgrado. Dentro de otros programas también se encuentran las Becas Chevening para Reino Unido, las Becas del DAAD para Alemania, entre otros. Oportunidades hay, eso es lo primero que tenemos que tener en cuenta.
Becas Chile
En segundo lugar, es importante saber que si queremos irnos a un país cuyo idioma no sea el español, debemos rendir algún test que certifique nuestro nivel de idioma. Esto lo pedirán en cualquier Universidad extranjera y para postular a cualquier beca. Tests hay muchos, lo principal es saber cuál específicamente se necesita y saber que como para toda prueba, lo principal es prepararse. Seguidos estos pasos, es importante comenzar a investigar las potenciales Universidades y los potenciales programas a los que queramos postular. A la hora de querer estudiar en el extranjero, internet es nuestro mejor aliado. Cada Universidad tiene sus respectivas páginas webs con los requisitos para postular a sus programas. Contactarse con las Universidades no es difícil ya que aunque no lo creamos la cantidad de alumnos extranjeros que tienen es cada vez mayor. Una vez que tengamos claro nuestra potencial Universidad, el programa de becas al que queramos postular y nuestro test de idioma, será imprescindible hacer mil trámites de convalidación o traducción de documentos en diferentes ministerios. ¿Cuál es mi consejo? Buscar en Facebook, hoy en día existen variados grupos en la web de ex becarios que han creado páginas con tal de solucionar las dudas de los pajaritos nuevos. Entre todos las cosas se hacen más fáciles.

Finalmente, una vez sorteados los tres primeros pasos no queda nada más que postular al programa de becas de nuestra elección. Mi principal consejo para esta etapa es ser minucioso, leerse las bases ocho veces si es necesario y asegurarse que ningún error nos dejará sin nuestro preciado financiamiento. Además hay que tener en claro que el ser un buen estudiante no lo es todo a la hora de postular a becas. Muchas de ellas exigen o valoran la experiencia laboral, las cartas de recomendación y las cartas de intención. Estudiar en el extranjero es posible, siempre y cuando podamos mostrar que tenemos un plan claro y convincente. Al postular a becas para estudiar fuera del país debemos tener en claro que debemos vendernos de la mejor forma posible. Resaltar nuestras habilidades por sobre nuestras carencias y responder a la pregunta de por qué yo sería el mejor candidato por sobre otros es lo principal. No es suerte, ni pituto, ni dinero, con un buen asesoramiento y con harto trabajo es posible.